​Los 16 tipos de personalidad


A partir del cruce de datos de estas 8 variables establecidas en las 4 dicotomías, se formulan los 16 tipos de personalidad del Indicador Myers-Briggs. Son los siguientes.


1. ESTJ (Extraverted Sensing Thinking Judging)

Personas a las que les gusta tener el control sobre lo que ocurre a su alrededor, siempre buscan la manera de que todo funcione como debe y, si es necesario, la implementan ellos mismos.
2. ESTP ((Extraverted Sensing Thinking Perceiving)

Las personas que pertenecen a esta categoría son espontáneas, alegres y activas, pero al igual que lo que ocurre con los ESTJ, tienden a ejercer dominio sobre los demás, en este caso a través de su capacidad de observación y su carisma.
3. ESFJ (Extraverted Sensing Feeling Judging)

Se trata de personas muy volcadas en la atención de las necesidad de los demás, especialmente si forman parte de su círculo cercano: familia y amistades. Por eso siempre que pueden prestan su ayuda y procuran que sus círculos sociales cercanos permanezcan siempre estables y con buena salud. Por eso tienden a evitar que aparezcan conflictos fuertes y se muestran diplomáticas cuando hay choques de intereses.


Leer más sobre esto


6 claves para elegir el nombre de tu marca


Asegura Zaldivar, debemos tomar en cuenta cuando nos propongamos comenzar un proceso de desarrollo de naming.

1. Personalidad de marca
El especialista señala que para iniciar es necesario que pongamos sobre la mesa cada uno de los aspectos que cubre nuestra marca y que deberán estar incluidos en el nombre que planeamos ponerle.

El nombre necesitará tener relación total con lo que estamos vendiendo, bases y esencia, esto con el objetivo de que verdaderamente generemos un apelativo global, que refleje cada una de las ideas que se tienen.

2. La pronunciación
Además de contener todos los aspectos que es necesario destacar, el nombre que se elija para una marca necesita tener la cualidad de ser sencillo y fácil de pronunciar, cosa que hará que la gente lo mencione sin ningún problema.

Es muy importante que se piense en nombres que las personas puedan articular bien silábicamente y que no incluyan palabras rebuscadas o complicadas que puedan dificultar su mención y por ende su recordación.


Leer mas...